top of page
  • Foto del escritorEdsson Araúz

Ferrari Daytona SP3: Inspirado en los prototipos legendarios de Maranello

En las 24 Horas de Daytona el 6 de febrero de 1967, Ferrari logró una de las mayores hazañas de su carrera deportiva, colocando tres automóviles en el podio en la primera carrera del Campeonato Mundial de Prototipos Deportivos de ese año. Los 330 P3/4, 330 P4 y 412 P ejecutaron un paseo triunfal ante la bandera a cuadros en casa de sus históricos rivales de Ford.

Cada uno de ellos fue fruto de distintas evoluciones del 330 P3, modelo que el equipo comandado por el ingeniero Mauro Forghieri consiguió mejorar significativamente en cada uno de ellos en cada uno de los tres ejes de cualquier coche de competición: motor, chasis y aerodinámica. El 330 P3/4 encarnaba a la perfección el espíritu de los prototipos deportivos de los años 60, una década considerada la edad de oro del automovilismo y que todavía representa una referencia fundamental que influyó en generaciones enteras posteriores de ingenieros y diseñadores.

Partiendo de su nombre, el Daytona SP3 hace un guiño a ese legendario hat-trick con la clara intención de rendir homenaje a los Prototipos Deportivos Ferrari que ayudaron a que la marca formase parte de la leyenda del automovilismo. El modelo de edición limitada presentado en el circuito internacional de Mugello dentro de las Ferrari World Finals 2021 se une al segmento ‘Icona’ del que ya formas parte los Ferrari Monza SP1 y SP2.

Su diseño alterna líneas incisivas que evocan la relevancia creciente de la aerodinámica en el diseño de los autos de competición de la época como fueron el 330 P4, el 350 Can-Am y el 512 S. Es del mundo de los Prototipos Deportivos de donde el Daytona SP3 se inspira al equipar una carrocería tipo ‘Targa’ con un techo rígido extraíble. Esta elección brinda al conductor emociones únicas y al mismo tiempo garantiza una gran facilidad de conducción.




Desde un punto de vista técnico, el Daytona SP3 se inspira en el refinamiento de las soluciones de ingeniería ya adoptadas en los coches de competición de la década de 1960. Tanto hoy como entonces la búsqueda de prestaciones se produjo interviniendo en las mismas tres áreas. El automóvil está equipado con un motor V12 de aspiración natural en posición central-trasera, arquitectura típica de los automóviles de competición. Esta versión del motor de combustión más icónico de la empresa de Maranello desarrolla 840 HP de potencia, lo cual lo convierte en el más potente producido hasta ahora por Ferrari, 697 Nm de torque y un máximo de revoluciones de 9,500 rpm.

La reducción del peso fue un punto en el que se prestó especial atención junto con la inercia del motor mediante la adopción de bielas de titanio, que son un 40% más ligeras que el acero, y el uso de un material diferente para los pistones. Los nuevos pines del pistón tienen un tratamiento de Diamante en forma de Carbón o Diamond Like Carbon (DLC), que reduce el coeficiente de fricción para mejorar el rendimiento y el consumo de combustible. El cigüeñal se ha reequilibrado y ahora también es un 3% más ligero.

El chasis está hecho de materiales compuestos que utilizan tecnologías de la Fórmula 1 que no habían sido vistos en los Ferrari de carretera desde el LaFerrari, el último ‘hypercar‘ de Maranello. El asiento está integrado en el chasis para reducir el peso del automóvil y brinda al conductor una posición de conducción similar a la de un modelo de competición.

Por último, tomando como base los modelos en los que se inspira, el estudio aerodinámico y estilístico se orientó hacia la máxima eficiencia mediante el uso exclusivo de soluciones pasivas a nivel aerodinámico. Gracias a innovaciones únicas, como las ventilaciones que extraen aire a baja presión dela parte baja del auto, el Daytona SP3 es el automóvil más eficiente aerodinámicamente jamás construido por Ferrari sin haber recurrido a dispositivos aerodinámicos activos. Gracias a la inteligente integración de estas soluciones técnicas, el automóvil puede acelerar de cero a 100 km/h en 2.85 segundos y de cero a 200 km/h en solo 7.4 segundos: unas prestaciones de emoción pura, una configuración extrema y el embriagador sonido del V12.

0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo

Comments


bottom of page