top of page
  • Foto del escritorEdsson Araúz

Kona N, el ‘hot-SUV’ con que Hyundai sigue apostando por la deportividad

Hyundai Motor ha levantado el telón del nuevo Hyundai Kona N, la versión de altas prestaciones del SUV urbano que combina el rendimiento de la gama de modelos N con una experiencia de conducción equilibrada para el día a día.

Este es además el primer SUV que se incorpora a la marca N y se distingue por su carrocería tipo SUV y por los rasgos característicos de conducción específicas de la línea N.

El Kona N es un verdadero ‘hot SUV’ con el nivel de prestaciones de un ‘hot hatch’. Rompe la regla de que los todocamino no pueden ser divertidos de conducir. Como modelo N, supera los límites de un SUV convencional” Albert Biermann, Presidente y director de la División de I+D de Hyundai Motor Group

El Kona N combina la experiencia de conducción divertida de un hot-hatch con la versatilidad de un SUV, según Hyundai los conductores apreciarán su potente motor y su emotiva experiencia sonora, al mismo tiempo que podrán beneficiarse de su tamaño y practicidad para la vida urbana, incluyendo una amplia lista de dispositivos de seguridad.

El “hot-SUV” como lo ha denominado el fabricante coreano, incorpora el motor 2.0 T-GDI de cuatro cilindros y 287 caballos de potencia y un torque máximo de 392 Nm. Estéticamente también recibe diversos cambios orientados a acentuar su deportividad. Esto incluye rines ligeros forjadas de 19 pulgadas, asientos deportivos especiales y un sistema de escape que aporta una nota de sonido más agresiva. La transmisión de doble embrague de 8 velocidades (N-DCT) proporciona un carácter aún más deportivo y de altas prestaciones, con un paso entre cambios rápido, preciso, pero con la conducción dócil de un auto para el día a día.

La caja de cambios N-DCT será la única opción disponible en el Kona N. Es una transmisión de 8 velocidades de tipo húmedo con dos embragues separados para una mejor aceleración y un cambio más rápido. Los embragues de tipo húmedo proporcionan además una mejor refrigeración. Este sistema se ofreció por primera vez en el Veloster N, modelo disponible en Norteamérica y Corea, y llegó al nuevo i30 N como resultado de su buena aceptación en el Veloster.




La N-DCT habilita tres funciones exclusivas de alto rendimiento que con toda seguridad dibujarán una sonrisa en el rostro del conductor: N Power Shift, N Grin Shift y N Track Sense Shift. Estas funciones mejoran las capacidades del Kona mediante una específica gestión lógica de los cambios.

El sistema N Power Shift (NPS) se activa cuando se presiona el acelerador más del 90% de su recorrido, mitigando cualquier reducción de torque durante los cambios ascendentes para transmitir la máxima potencia a las ruedas. El sonido de explosión, procedente del corte parcial de los cilindros del escape, subraya las prestaciones deportivas. Cuando se utiliza el sistema NPS con la función Launch Control activa, el Kona N puede acelerar de 0 a 100 km/h en sólo 5,5 segundos.

En el sistema N Grin Shift (NGS) maximiza el rendimiento del motor y la DCT durante 20 segundos. Para obtener la máxima aceleración, el auto baja directamente al cambio más adecuado. Para activarlo, el conductor solo tiene que pulsar un botón en el volante. A continuación se inicia una cuenta atrás en el cuadro de instrumentos que muestra los segundos restantes para esta función. Una vez finalizado el overboost adicional de 20 HP, el conductor debe esperar al menos 40 segundos para volver a utilizarlo.

Por su parte, la tecnología N Track Sense Shift (NTS) optimiza el cambio adaptativo para mejorar el rendimiento en circuito, ayudando al conductor a concentrarse más en la dirección. Reconoce cuándo se dan las condiciones óptimas para la conducción en circuito y se activa automáticamente. Basándose en datos de competición, combinados con el propio comportamiento del conductor, el coche selecciona la marcha y el momento de cambio adecuados en condiciones de conducción deportiva para ofrecer un rendimiento óptimo, al igual que haría un piloto de carreras profesional.

A diferencia de lo que ocurre con un auto de transmisión automática tradicional, en los Hyundai con la caja de cambios N DCT el conductor puede desactivar la función de avance o creep mediante la opción Creep Off. Cuando está desactivada y está seleccionada la marcha D, el auto no comienza a rodar automáticamente al soltar el pedal del freno. Dependiendo del conductor, esta función también puede ser útil para mejorar el confort y la comodidad. Puede activarse o desactivarse a través de los ajustes personalizados N.

Las asistencias electrónicas también están orientas en maximizar su potencial deportivo, por lo que está equipado con una suspensión controlada electrónicamente (ECS) para gestionar la fuerza de amortiguación, lo que mejora aún más el manejo y la estabilidad. Un control electrónico de estabilidad (ESC) que se puede desactivar para una mejor experiencia en el circuito. Como norma general, el ESC estabiliza el vehículo en las curvas detectando cualquier pérdida de tracción y aplicando los frenos a cada rueda de manera individual. Esto asegura un mejor manejo y una mayor estabilidad en condiciones inesperadas o en terrenos difíciles.

De manera adicional, un sistema de control de tracción (TCS) gestiona la fuerza motriz de las ruedas en función de las condiciones de conducción para maximizar la tracción y minimizar el deslizamiento en condiciones todoterreno. Si el sistema detecta que una rueda está girando más rápido que la velocidad detectada del vehículo, el TCS ajusta la potencia del motor mediante una retroalimentación continua. Pulsando el botón de Modo de Conducción, el conductor puede seleccionar entre cuatro modos de tracción diferentes para mejorar el manejo en una amplia variedad de condiciones utilizando la tracción delantera: Snow, que proporciona la máxima estabilidad en carreteras resbaladizas o congeladas. Deep Snow que permite un mayor giro de las ruedas, lo que se traduce en una mayor tracción para evitar quedarse atascado en superficies con una gran cantidad de nieve. El modo Mud posibilita un giro medio de las ruedas para permitir que el auto pueda emprender el camino sobre superficies embarradas y el modo Sand que permite un mayor giro de las ruedas para arrancar en superficies arenosas. Los modos de tracción se pueden activar entre 0 y 60 km/h.

Por su parte, el diferencial N Corner Carving, que a pesar de su sofisticado nombre no es más que un diferencial de deslizamiento limitado controlado electrónicamente (e-LSD), mejora el rendimiento en las curvas. Esta función permite que las ruedas giren a diferentes velocidades aplicando diferentes cantidades de torque, dependiendo de la transferencia de carga de la rueda interior a la exterior del eje delantero. Esto reduce el deslizamiento de las ruedas en condiciones específicas y minimiza el subviraje en las curvas. El diferencial N Corner Carving también permite a los conductores tomar las curvas a mayor velocidad, mostrando una vez más su enfoque deportivo y orientado a las pistas.

0 comentarios

Comments


bottom of page