top of page
  • Foto del escritorEdsson Araúz

BMW 128ti, un duro esfuerzo por competir con el Golf GTi

BMW ha estado haciendo algunas maniobras un poco confusas últimamente, como la presentación del cuestionable BMW M3 y M4. Ahora el fabricante alemán ha lanzado una nueva variante deportiva de su Serie 1, que curiosamente no lleva el emblema “M” sino que revive el viejo emblema “ti”.

Seguramente recordarán la denominación “ti” una denominación que se utilizó a inicio de los ’90 en el compacto BMW 318ti, que era una versión ‘liftback’ de dos puertas de la primera generación de Serie 3 E36 y luego en la generación E46 de 1993 a 2004. En Europa fue un éxito en ventas ya que, aunque abundaban los “hot-hatchs” pero este era uno de los pocos de tracción trasera.




“ti” es la abreviatura de “Touring International” una denominación que se remonta a los ’60 cuando el BMW 2002 recibió el recibió el emblema, así como el “ti” de doble carburador en los años 60 y como el “tii” de inyección en los años 70.

En su momento los “ti” fueron novedosos, pero el 128ti parece un esfuerzo desesperado por convertirse en un Golf GTi, pero veamos de que se trata esta nueva versión del Serie 1.

BMW ha equipado el nuevo 128ti con la suspensión M Sport rebajada 10 milímetros y con un ajuste más deportivo, un diferencial de deslizamiento limitado Torsen y una dirección a medida para darle la maniobrabilidad y rendimiento que se espera de una versión deportiva de BMW. Como la mayoría de los modelos de la Serie 1 (A excepción del M135i xDrive) este modelo es tracción delantera, el primer “ti” que lo es.




El BMW 128ti aprovecha algunos elementos del M135i como las barras estabilizadoras más firmes y sus soportes con alta precarga y los amortiguadores adaptados que en consecuencia prometen una excelente dinámica de conducción.

El motor de 2.0 litros con la tecnología BMW TwinPower Turbo es una variante directa del utilizado en el BMW M135i xDrive, la unidad de cuatro cilindros más potente de BMW Group, pero para el 128ti desarrolla 265 hp. La transmisión automática Steptronic Sport de ocho velocidades viene de serie.

Al igual que en el BMW M135i xDrive, el sistema de frenado M Sport de serie con calipers de freno pintadas de rojo proporciona un buen rendimiento de frenado. Los detalles rojos también acompañan varios elementos de la carrocería (wink wink GTi) Los rines de aleación ligera de doble tono en estilo 553 M con radios en Y de 18 pulgadas son exclusivos para el BMW128ti.






Y aunque en papel todo se ve genial para una versión deportiva del Serie 1, que tendrá un precio en Reino Unido de £32,995 ($42,665) el problema es ¿Quién quiere comprar un BMW Serie 1 deportivo de tracción delantera? El que está buscando un BMW compacto y deportivo seguramente no le molestará gastar unos cuantos miles más por el fenomenal M135i xDrive, más potente y con tracción a las cuatro ruedas.

Además, aunque el 318ti de los noventa fue un éxito en Europa, también tenía un factor diferenciador que esta ser el único “hot-hatch” de su segmento con tracción trasera, algo que definitivamente aporta a la deportividad. Ahora con tracción delantera no solo tendrá de competidor a su majestad el Volkswagen Golf GTi, si no que enfrentará al Mégane RS, el Peugeot 308 GTi, la nueva camada “N” de Hyundai como el i30 N e incluso contra el MINI Cooper JCW con el que comparte motor.

¿Un intento desesperado o una maniobra brillante? Amanecerá y veremos

0 comentarios

Comments


bottom of page