top of page
  • Foto del escritorEdsson Araúz

Richard Mille Ferrari RM UP-01, el reloj mecánico más delgado del mundo

El famoso fabricante de relojes suizo, Richard Mille, muestra una vez más todo su poderío técnico dentro de la industria relojera, pues acaba de presentar un nuevo reloj, uno muy diferente a cualquier otro que lo haya precedido. Este ha sido nombrado como RM UP-01, se trata de un desarrollo en conjunto con Ferrari y es el reloj mecánico más delgado del mundo.

Tres meses después de que la marca italiana de joyas y artículos de lujo, Bvlgari pulverizara los límites de la delgadez presentando un reloj de 1,8 mm de grosor, llamado Octo Finissimo Ultra. Cuando pensábamos que ya sería imposible algo más delgado, nos llega el Richard Mille Ferrari RM UP-01 con un grosor de solo 1,75 mm desde la esfera hasta el fondo de caja, superando al Bvlgari Octo Finissimo Ultra por 0,05 mm como el reloj más delgado del mundo de su tipo.


La placa base y los puentes del RM UP-01 están hechos de titanio de grado 5 que también incluye 6 % de aluminio y 4 % de vanadio. Además, el movimiento tiene solo 1,18 mm de grosor, lo que también representa un nuevo récord. Para poder completar el desarrollo del RM UP-01, Richard Mille dice que se necesitaron más de 6.000 horas hombre trabajando en colaboración junto al equipo Ferrari y los mejores relojeros del mundo para completar este proceso.

Como parte de este desarrollo, los ingenieros crearon un volante de titanio y un rodillo de escape y seguridad único para transferir energía al volante que garantiza que el reloj pueda soportar el montaje, el desmontaje y la exposición a golpes o vibraciones fuertes.El reloj tiene una reserva de marcha de 45 horas y, aunque puede parecer bastante delicado en las fotos, en realidad está hecho para ser usado y puede soportar aceleraciones de más de 5,000 Gs. También ofrece 10 m de resistencia al agua.

Cumplir con el desafío de un reloj ultra plano impedía un movimiento tradicional con engranajes y agujas superpuestas. Por ello, Richard Mille optó por distribuir lo que no se podía apilar sobre un área de superficie más amplia creando una simbiosis perfecta entre el movimiento y la caja, cada uno asegurando la rigidez necesaria del otro. Decididos a conservar la arquitectura tradicional en la que el movimiento se ensambla dentro de la caja, en lugar de una construcción en la que el fondo de caja se duplica como una placa base, para garantizar bajo cualquier circunstancia una resistencia total a los golpes.

En su lugar, se colocó una corona para la selección de funciones y otra para utilizar la función seleccionada que se han integrado en el caso. Otro desafío consistió en asegurar su necesaria resistencia al agua. Esto exigía un trabajo de investigación y desarrollo tan extenuante como la del movimiento mismo. Solo se fabricarán 150 ejemplares del Ferrari RM UP-01 y, como es de esperar, es muy caro. O más bien obscenamente caro, ya que cada uno tiene un precio de 1,9 millones de dolares.

Richard Mille describe el RM UP-01 Ferrari como una pieza alusiva a los valores de Ferrari, desarrollando mecanismos deportivos que son tan elegantes como inmediatamente reconocibles. Sus modelos no hacen concesiones y con frecuencia contradicen las tendencias actuales para crear nuevos códigos estéticos. El RM UP-01 Ferrari es testigo de esta asociación del mejor know-how que estas dos marcas icónicas tienen para ofrecer en la combinación de sus ideas, comprensión, desarrollos respectivos y valores compartidos.

Hasta ahora, las firmas Piaget con su línea Altiplano y Bvlgari con el Octo Finissimo se disputaban el récord, con la incursión esporádica de alguna marca más como Jaeger-LeCoultre y Vacheron Constantin. Sin embargo Richard Mille ha puesto fin a la contienda, aunque no nos atrevemos a decir que será para siempre, ya que parece que esta competencia se ha vuelto incluso más intensa, está por ver quien consigue superar los límites en este segmento.

0 comentarios

Commentaires


bottom of page