top of page
  • Foto del escritorEdsson Araúz

‘Checo’ Pérez saca la casta en Singapur y suma su tercera victoria con Red Bull

Con el primer match point de la temporada, Max Verstappen buscaba sellar su segundo campeonato en Singapur, pero el neerlandés que cumplió 25 años el viernes tuvo un fin de semana complicado. Pero cuando parecía un fin de semana difícil para Red Bull Racing, Sergio ‘Checo’ Pérez sacó el equipo adelante con puntos importantes para el Campeonato de Pilotos y Constructores, superando a Charles Leclerc. El monegasco logró la pole position para Ferrari, pero el tapatío logró imponerse en la partida, y durante 59 vueltas se aferró a la punta para sumar su cuarta victoria en Fórmula 1 y la tercera con el equipo.

Singapur arrancó con un retraso de una hora, debido a la implacable lluvia que cayó sobre el circuito callejero de Marina Bay y que provocaría una serie de incidentes que haría que las banderas amarillas y el Safety Car fuesen protagonistas. Todos los pilotos partieron con el neumático intermedio.

Además de una pista mojada, Pérez debió enfrentar problemas con el motor que ayudaron a Leclerc a mantenerse al asecho durante las primeras vueltas, pero el monegasco carecía de precisión en estas condiciones, un error le dio a ‘Checo’ el espacio para resolver los problemas con la configuración del motor. Sainz tomó el tercer lugar que pertenecía a Lewis Hamilton de Mercedes en la primera curva después de un toque. Fernando Alonso que conmemoraba su carrera 350, se colocó sexto detrás de Norris.

Más atrás, Verstappen tuvo un comienzo terrible, cortando por el interior la curva 1, y cayendo al puesto 12 en la primera vuelta, pero rápidamente volvió al top 10 en la vuelta 2.

Max Verstappen por su parte tuvo un mal comienzo, cayendo en medio del pelotón, y aunque logró avanzar, cometió un error al intentar pasar a Lando Norris de McLaren, pasándose en la frenada y cayendo al último lugar. Se recuperó para terminar séptimo.

El primer Safety Car llegó luego que Nicholas Latifi hiciera contacto con el Alfa Romeo de Zhou Guanyu, cuando el inglés lo llevó contra la pared al acercarse a la curva 5. Con el Alfa Romeo detenido en pista, el Safety Car comenzó a circular en la vuelta siete para permitir la remoción segura del monoplaza.

Pérez se mantuvo firme cuando se retomó la carrera en vuelta 11, con Leclerc presionando. Verstappen estaba sobre el Aston Martin de Sebastian Vettel, al que superó poco antes de hacer lo mismo con el AlphaTauri de Pierre Gasly, subiendo al séptimo. Verstappen seguía escalando posiciones, pero Fernando Alonso no se entregaría tan fácil como sus predecesores, lastimosamente cuando parecía que comenzaría un gran espectáculo entre ambos campeones mundiales, el motor del español falló en la vuelta 21, dejándolo fuera de carrera, y obligando a un nuevo Safety Car.

Esta no sería la última llamada al Safety Car. Alex Albon terminó contra la pared en la curva 8 en la vuelta 26, provocando un Virtual Safet Car. Luego hubo un tercero cuando el Alpine de Esteban Ocon tuvo el mismo destino del de Alonso, rompiendo el motor en la vuelta 28.

Russell montó los neumáticos medios temprano, pero con la pista aún húmeda cayó hasta el último lugar. Pero el inglés sirvió de conejillo de indias para el resto de los equipos. En la vuelta 35, Russell anotó la vuelta rápida, y Charles Leclerc fue montar los neumáticos con las mejores condiciones de pista. Hamilton y Pérez entraron poco después.

Cuando parecía que la carrera comenzaba a estabilizarse, Yuki Tsunoda llevó su AlphaTauri contra las barreras de seguridad de la curva 10, lo que provocó otro Safety Car, y no fue hasta la faltando 35 minutos para el final que se retomó la carrera. Con los retrasos por la lluvia y la reglamentación actual, la carrera terminó bajo el cronómetro y no al cumplirse la cantidad de vueltas programadas, 61 para Singapur.

Max Verstappen había recuperado una buena cantidad de posiciones, pero cuando le tocó superar a Lando Norris en la curva 7, los neumáticos fríos le jugaron una mala pasada, cuando bloqueó y se fue de largo por la ruta de emergencia, reincorporándose por delante de Hamilton en el octavo lugar, un error poco común para el campeón defensor que no tuvo un buen fin de semana.

Con los slick medios puestos el ritmo de la carrera mejoró y parecía ser que Charles Leclerc llevaría mejor ritmo que ‘Checo’ Pérez en el final de la carrera, especialmente porque el mexicano reportaba problemas con el motor de su RB18. El monegasco se metió en rango de DRS, lo que ayudó aún más a Leclerc a presionar al líder.

Y ahí estuvo la diferencia entre los dos punteros, el mexicano logró mantenerse frio, con pocos errores mientras que Leclerc flaqueaba con la presión, y en los momentos críticos soltaba a su presa.

Leclerc presionó varias vueltas, y parecía que era cuestión de tiempo para que encontrara el espacio para pasar a Sergio Pérez, pero un pequeño error lo sacó del rango de DRS, Algo que ‘Checo’ aprovechó para ajustar la configuración del motor y tomar distancia.

Pero el desafío de Pérez aumentaba. Los comisarios confirmaron que había una investigación por una infracción durante el Safety Car, pero que se decidiría al final de la carrera. Desde los boxes le dieron instrucciones de aumentar su ventaja a más de 5 segundos para cubrirse de una posible penalización, una que logró llevar hasta poco más de siete segundos.

Carlos Sainz Jr terminó en tercer lugar para completar el podio. Un poco más atrás llegaron los McLaren de Norris y Ricciardo. Lance Stroll terminó sexto con su Aston Martin, mientras que Verstappen logró robarle la octava posición a Lewis Hamilton, que le abrió la puerta mientras este trataba de pasar a Sebastian Vettel en la vuelta 8.

Aunque Verstappen perdió su primera oportunidad de sellar su segundo Campeonato de Pilotos, tendrá la oportunidad de lograrlo el 9 de octubre en el Gran Premio de Japón, que se disputará en el siempre impresionante Circuito Internacional de Suzuka.

Resultados | Gran Premio de Singapur

0 comentarios

Comments


bottom of page